Contáctenos a:

Con colaboración de: 

Con auspicio de:

Información acerca de como es el examen Resonancia Magnética

Después de completar el cuestionario de seguridad que es obligatorio en todo centro que ofrezca este examen, el paciente entra a un vestidor, para hacer el cambio de su ropa y colocarse una bata, es importante no llevar joyas o metal en la sala de resonancia (como cierres de sostén, zips, o hebillas en otras prendas de vestir). Esto es porque el metal interfiere con las imágenes de RMC y en algunos casos puede ser peligroso el ingreso con ellos a la cámara del resonador. Para este examen, se usa una pequeña cánula nueva y esterilizada que se inserta en una vena del brazo por una enfermera/ técnico debidamente entrenado. Esta vía permite que una pequeña cantidad de líquido llamado contraste (gadolinio), ingrese a través de las venas del paciente al corazón, para ser utilizado como parte de la exploración del músculo cardiaco. Este contraste es de acción rápida y es eliminado de su cuerpo por el riñón. 

Se le pide al paciente que se acueste sobre su espalda dentro de un gran tubo abierto (que es el imán del resonador). Tres a cuatro parches adhesivos conectados a un monitor se colocan el pecho del paciente, para ver los latidos cardiacos (electrocardiograma). Para este examen, se pide al paciente que contenga la respiración (de manera corta, al rededor de 6-8 segundos, después de realizar  ejercicios de inspiración – espiración), en ese momento es cuando se toman las fotos del corazón del paciente.